Más sobre el “Consejo Kimwani 1”

1

En este post te trasladamos como tunear tu marco de felicidad , para simplificar tu vida, a través de la armonización de tus  expectativas y realidad vitales. 

Los Kimwani y el marco de felicidad.-

Los kimwani disponen de un sistema propio de vida realmente simple, dífícil de emular, pero no imposible. Desde The Institute of Joy of Quirimbas pretendemos ilustrarte como primer paso sobre como simplificar tu sistema de vida, mediante la actualización de tu marco de felicidad, buscando hacer depender tu felicidad de las cosas pequeñas de la vida,  cosas que estén al alcance de tu mano y que no dependan de decisiones de terceros en la medida de lo posible.“Tu” marco de felicidad.

Pero antes de nada tienes que comprender bien en qué consiste  tu marco de felicidad,que no es ni más ni menos que el compendio de tus sueños, experiencias, expectativas, vivencias…….El marco de felicidad implica que estés en armonía entre lo que esperas de la vida a para ti y lo que esta te da. Si tu marco de la felicidad está en plena armonía, no necesitas de los  kimwanis, ni nada  de nada……Pero si tus expectativas sobre tu vida y tu realidad no están armonizadas, lo mejor que puedes hacer es empezar a trabajar  desde ya para armonizarlas.

2

Estarás de acuerdo en que  en el camino de la armonización es más fácil trabajar sobre  las expectativas, que sobre  la realidad,no? También estarás de acuerdo en que aproximar tus expectativas a tu realidad real, facilita mucho la consecución del objetivo,no? Pues de eso se trata cuando te sugerimos simplificar tu vida. No es ni más ni menos que te aproximes al máximo a tu armonía plena.

Ejemplo práctico sobre marco de felicidad.-

Con un ejemplo seguro que nos entiendes mejor. No es lo mismo el marco de felicidad de un estudiante veinteañero de medicina, que sueña por ejemplo con convertirse en médico especializado en Cooperación, para irse a vivir a África al terminar sus estudios, sin responsabilidades, ni personas dependientes a su cargo, que el marco de felicidad de un desempleado, expulsado de su empresa en el penúltimo ERE , con 3 hijos cursando estudios universitarios.

3

 Ni tampoco el desempleado, Mariano,  ha tenido el mismo marco de felicidad a lo largo de su existencia. Cuando estudiaba arquitectura su marco de felicidad estaba basado en construir ciudades horizontales con viviendas auto sostenibles. Eso era lo único que le importaba  y por lo que sacrificaba todo su tiempo. Pero cuando estaba terminando la carrera en la crisis de los 90 tuvo que dirigir sus pasos profesionales al sector de la construcción, donde con el tiempo llegó a ser jefe de obra y su marco de felicidad  en  esta segunda etapa de su vida estaba basado en 2 pilares, su familia y su sueño de poder ejercer como arquitecto en cualquier estudio, incluso los que construían viviendas verticales!. Factores que compartía con sus colegas de bar, que eran en esta época su única válvula de escape. Pero el ERE transformó su marco de felicidad , en un marco de infelicidad, al pasar de ser el cabeza de familia, que aportaba los medios económicos de su familia, a ser una cabeza  más que alimentar con los medios aportados por su mujer e hijos.

Los marcos de felicidad de Mariano habían variado en 3 décadas, motivados por circunstancias externas. Llevándole de un marco de felicidad, en el que Mariano no tenía ninguna duda conseguiría con esfuerzo, mientras estudiaba, a un marco de felicidad impuesto por la realidad de su vida profesional, en el que Mariano no era más que un sujeto pasivo semi feliz a fuerza de cervezas en el bar como único estímulo,  a un marco de infelicidad  absoluta en los últimos tiempos en los que se veía como potencial sin techo.

4

Auto generación de marcos de felicidad.-

Pero y si  los humanos fuéramos capaces de generar nuestros propios marcos de felicidad? Marcos en los que al adecuar nuestras expectativas a la realidad , es mucho más fácil dosificarnos neuroquímicos felices, que incídan en el aumento del ratio felicidad. Si consiguiéramos aprender a hacerlo  con flexibilidad en función de factores exógenos y en tiempo real, es probable que toda nuestra vida cambiaría radicalmente, ya que si aprendemos a hacerlo, podremos cambiar el marco de nuestra felicidad en función de las circunstancias externas y del área afectada, ya sea nuestra vida profesional, personal o familiar.

5

Este cambio de marco  de la felicidad ya lo practicamos de forma inconsciente o automática en función de si es fin de semana  o vacaciones y no tenemos obligaciones o tenemos que cumplir con un trabajo o estudios entre semana. Entonces ¿porqué no hacerlo en todo el contexto de nuestra existencia?

Si nuestro marco de felicidad para el fin de semana es el de descanso total o absoluto, muchas dosis de deporte, familia u ocio o simplemente fiesta continua, es muy fácil que expectativas y realidad se alineen, ya que es cuestión sólo de la cantidad de tiempo-esfuerzo dedicado. Es en el resto de la semana, mes, estación o año, donde tenemos que poner el acento, para que la armonía entre ambos parámetros  (expectativas-realidad) sea efectiva.

8

Más sobre el ejemplo práctico de cambio de marco de felicidad.-

En el caso de Mariano ya deshauciado en términos de felicidad, supongamos se topa con un manual de felicidad Kimwani y decide crearse su propio marco de felicidad, aficionándose  a disfrutar de las cosas pequeñas y simples de la vida, mediante por ejemplo paseos por espacios naturales para darse chutes de felicidad basados en  la estimulación de los 5 sentidos. Mariano empieza poco a poco a entrenar su sentido de la vista, tras haber hecho un curso online sobre cromoterapia acompañado por su música favorita de los 80, que pone en práctica en sus viajes en metro, aprendiendo a disfrutar de los colores al ritmo de sus canciones favoritas. Mariano sonríe en el Metro.  Y poco a poco va comprobando que esto le genera grandes dosis de alegria. Un buen día en un parque conoce un grupo de práctica de Yoga y decide unirse a ellos  y al cabo de unas semanas bajo las directrices  del líder del grupo empieza a meditar y a escucharse a sí mismo. La vida de Mariano ha cambiado radicalmente. Ahora su marco de felicidad es la naturaleza y la meditación donde se mueve como pez en el agua.

Ese marco de felicidad que se ha autogenerado Mariano ha implicado una simplificación de su vida y sobre todo de sus expectativas. Ahora Mariano, ha aproximado sus expectativas de vida a la realidad y por tanto empieza a ser feliz.  Algo que se le había olvidado

¿Cómo reestructurar nuestro marco de felicidad?.-

Todos nosotros podemos hacer un ejercicio similar. Establecer un marco de felicidad que consideremos adecuado a nuestra realidad y definido este, podemos empezar abombardearnos a nosotros mismos con momentos de liberación de neuroquímicos.Pero cómo hacerlo en cada caso?

7

Es simple. Haz  un test sincero sobre tu “situación” en los planos personal, profesional y familiar. Un test sincero significa preguntarte a ti mismo, cual es tu marco de felicidad y cual tu realidad en cada uno de esos ámbitos, con un papel y un lápiz delante,

Califícate de 1 a 10 en cada área. Si suspendes en un área, es bueno que re-definas tu marco de felicidad en ese área. Y en las 3, si has suspendido todas describete un día a ti mismo en un papel o en tu móvil. Te sorprenderá la foto que vas a obtener de ti mismo y esas calificaciones te indicarán el camino por donde empezar tu camino hacia la felicidad.

Y para finalizar, describe lo que esperas de la vida para ti en ese momento en el terreno familiar, profesional y personal y si puedes, píntalo mejor.

Delfin-nacimiento

¿ Cómo aplicar los resultados del test  sobre tu marco de felicidad en la práctica?.-

Piensa por ejemplo que en el terreno familiar y en las relaciones con los tuyos, has suspendido el test. Quizás tus expectativas que están en nivel 10  son metas inalcanzables. Tienes una fácil solución. Simplifica tu vida profesional y personal  y dedícale más tiempo a los tuyos. Es fácil, si en tu vida profesional y personal has obtenido mejor calificación. Pensemos que así ha sido. En tu dedicación de más tiempo y mejor calidad a los tuyos tendrás que buscar cómo conseguir liberar neuroquímicos felices , para que la experiencia sea satisfactoria para ti y para ellos: Los Kimwani te pueden enseñar mucho sobre ello.

Piensa por ejemplo en Mariano, que una vez re-equilibrado su propio marco de felicidad decide trabajarse a su mujer, para mejorar su relación  y provoca que le acompañe a sus espacios naturales a aprender con él como disfrutar de sus 5 sentidos. En ese tiempo de forma natural se va produciendo una complicidad entre ellos que se había perdido hacía mucho tiempo.

9

Pero pongamos por caso que donde tu nota baja en tu test de felicidad es en el área personal, donde por ejemplo has encontrado que esta vacía sin nada que la llene, porque en tu anterior marco de felicidad esta faceta estaba cubierta por tu afición a la política y tu apoyo incondicional al partido en todos sus eventos y tertulias diarias en tu bar favorito, pero una vez que has descubierto que están corrompidos  has perdido todo tu interés en los políticos y la política.  A lo mejor en Internet puedes dar rienda suelta a aficiones olvidadas, que te ayuden a estimular tus ratios de alegría-felicidad. Y trasladas tu marco de felicidad al área de la pelota vasca a la que jugabas no muy mal en su día y decides forear con la misma vehemencia con la que lo hacías sobre política en el bar. Tu marco de felicidad no estarás conformado el día 1, sino que pasaran días , semanas o meses hasta que encuentres la plena satisfacción en tu nueva afición y te hayas olvidado de la política e incluso a lo mejor hasta te cambias de partido político.

10

O en el terreno profesional. Por ejemplo alomejor eres un ama de casa, que tenias enmarcado tu sueño de felicidad en un puesto de ejecutiva de marketing de una multinacional donde habías sido becaria antes de ser madre y tu test  sobre tu marco de felicidad, lo suspendes en el terreno profesional. Si quieres restablecer tu marco en este sentido , quizás puedas pensar en una simplificación de tus expectativas y encuentras en la horticultura urbana una salida a tu energía profesional. Puedes ir con tus niños, que crecerán entre patatas y melones  como ventaja adicional y hasta puedes ocuparte del marketing en el barrio los productos de tu huerta y las de tus vecinos, si quieres seguir vinculada con el mundo de la publicidad. Las ventas de vuestras patatas en el ultramarinos de la esquina, pueden convertirse en un excelente marco de felicidad a corto para tí  y la venta de mermeladas de melón al por mayor, puede ser un estímulo a largo. En definitiva habrás  simplificado y adecuado tu marco a tus circunstancias

Seas quien seas, si quieres puedes readaptar tu marco de felicidad siguiendo la estela Kimwani de la simplificación y en ese marco te va a ser mucho más sencillo obtener tus dosis de dopamina.

¿Y si no necesitas re-estructurar tu marco de felicidad?.-

Y si te sientes en armonía con tu marco de felicidad, cosa por ejemplo muy frecuente entre los estudiantes, cuyas expectativas de vida profesional ,personal o familiar no se han visto frustradas, te va a ser mucho más fácil liberar neuroquímicos felices,  al estar plenamente armonizadas tus expectativas y tu realidad.  


Stop. DO . Thank

12